domingo, 7 de diciembre de 2008

HULK : LA SERIE DE TELEVISION QUE PUSO VERDE DE ENVIDIA A SU COMPETENCIA.

Al ser estrenada la segunda película de Hulk en este año, fuimos alertados que no seria una secuela directa sino un reinicio con otro enfoque del popular personaje de Marvel comics. Para bien o para mal, ustedes lo juzgaran, los actores, escritores, productores y el director de la película decidieron adecuarse en parte al estilo de la serie de televisión (1,977-1,981) porque según ellos "tenia la formula mágica".
El programa de ‘El Increíble Hulk’ era similar al formato que popularizó ‘El Fugitivo’ (la teleserie original de los años sesentas) así pudimos ver a David –no se permitió decirle Bruce porque en la televisión estadounidense de esa época, nunca se le llamaría así a un personaje principal varonil- Banner, a quien todos lo creían muerto, huyendo, escondiéndose y buscando una cura para la desgracia causada por la radiación gamma que le provoca transformarse en un armatoste verde, lo mínimo dos veces por episodio.
El finado Bill Bixby (recordado por "mi Marciano Favorito") hacia el papel de Banner y Lou Ferrigno (levantador de pesas con títulos de ‘Mr.Universo’) representaba al Goliat verde. Banner era perseguido por el periodista Jack McGee (representado por el co-protagonista Jack Colvin) quien inicialmente esta obsesionado en capturar y tener la primicia sobre Hulk, luego sabría que es un hombre que tiene los peligrosos cambios y esta empecinado en descubrir su identidad para revelarla al mundo.
El programa que duró 4 temporadas, tenía temas adultos y actuales para todos los gustos. La cantidad de episodios bien escritos era alta. La sensibilidad y poder de Hulk fue representado por primera vez para los televidentes del mundo con buen tino, impresionando hasta los críticos más cínicos al demostrar que un monstruo que gruñe puede llegar a ser una figura heroica.
El productor Kenneth Johnson conocido por ‘El Hombre de los 6 millones de dólares’ y ‘La Mujer Biónica’ fue quien desarrolló la "formula mágica" al hacer cambios en la transición del comic a la televisión. Él logró hacer que Hulk fuera aceptable para un público televidente quienes en su gran mayoría nunca leyeron el comic (aunque usted no lo crea) Johnson hizo verse a la creación de Jack Kirby y Stan Lee más adulto. La prueba esta a la vista del mundo entero, todos tenemos una furia intensa que reprimimos y que al soltarla puede producir efectos que posteriormente nos podemos arrepentir. Como nota curiosa, las tiras cómicas para periódicos del increíble Hulk escritas por Lee estaban mostrando la versión televisiva y no la del comic.
Después de la tercera temporada, debido a la inflación de su país, Universal Studios trató de hacer recortes económicos que afectaban al programa, obligando a reescribir libretos y disminuyendo la calidad del producto. CBS-TV logró cubrir la falta de dinero para evitar problemas en las fechas de emisión y para las campañas publicitarias de su empresa. Así se evitó que Hulk solo apareciera una vez en escena. Otro cambio contemplado para la cuarta temporada, era agregar un nuevo personaje quien tendría una casa remolque. Su tarea hubiera sido encontrar una cura para las drásticas metamorfosis de Banner, ambos viajando por todos los Estados Unidos. Un escenario del interior del remolque fue construido por los estudios Universal que se esperaba ser utilizado en todos los episodios como algo permanente pero con la infusión de dinero por CBS-TV no fue necesario incorporar este personaje y el conveniente remolque.
Durante la filmacion de la tercera temporada, había rumores de cierta incomodidad entre Bixby y Ferrigno. Muchos consideraban al musculoso actor como la verdadera estrella, debido a los rigores de soportar sesiones de 3 horas para maquillarlo y convertirlo en el gigante verde para las escenas que se filmaban varias veces. A eso se sumó el tiempo que Ferrigno debía pasar en el gimnasio para mantener sus atributos físicos, los televidentes comenzaron a darse cuenta de su contribución a la teleserie. Los escritores que laboraban en el programa confirmaron que Bixby llegó a fastidiarse de Ferrigno casi igual como Banner odiaba a Hulk. La razón era que los guiones estaban centrándose más y más en el hombre increíble y no en el atormentado científico. Por orden de la estrella de la teleserie, los guiones de ese tipo fueron rechazados. Durante la cuarta temporada, una noticia recorrió en varias partes del mundo, sobre la aparente dependencia de drogas (esteroides anabolizantes) que usaba Ferrigno para mantener su físico y continuar en su papel del Hulk a riesgo de su salud, según los diarios "por la tentación de los dólares fáciles".
Otro obstáculo en la continuidad de la serie fue una huelga de escritores que interrumpió la transmisión del programa y causó una baja de sintonía que no logro superarse al volver a emitirse "el Hombre increíble". CBS-TV canceló la teleserie debido a los problemas que no podía controlar (altos costos de producción, intrigas de actores, reducido publico televidente) la televisora sintió que estos problemas eran demasiados grandes que reducían las ventajas de continuar pagando por el programa. El último episodio emitido no mostraba un final y se daba por sentado que Banner seguiría huyendo y convirtiéndose en la criatura de color verde. Todos los que formaron parte del elenco y del grupo de producción se vieron marcados en Hollywood por haber participado en un espectáculo de fenómenos y pasarían muchos años sin trabajo, otros desaparecerían silenciosamente de las pantallas.
La versión televisiva tuvo bastante influencia en los comics de Marvel. En 1,985, John Byrne se hizo cargo del comic del armatoste verdoso, el escritor/dibujante tenia muchas ideas (él no sabia que su permanencia en Hulk seria muy breve) aquí un extracto de lo que dijo en una antigua entrevista: "Uno de los elementos que vamos a estar metiendo en el comic es que el mundo va a comenzar a creer que Hulk esta muerto. Así el Hulk va a estar funcionando como una especie de identidad secreta para Banner. Vamos a volver atrás a la ‘criatura de la noche’ que sucedía en los primeros números de 1,962, porque tú no puedes tener al Hulk como identidad secreta, si él esta corriendo a la vista al mediodía. Él va a estar rondando entre las sombras. Yo voy a estar trayendo elementos de la teleserie. Estoy pensando en posiblemente incluir un reportero quien esta tratando de seguir la pista a las cosas que solo pueden ser causadas por Hulk. Él no va a estar tratando de probar que allí hay un Hulk, pero estará diciendo que claramente hay cosas que aparentan otras. Este es el tipo quien responderá las incógnitas cuando alguien lea su primer numero y diga ‘¿Qué pasa aquí? Este tipo va a estar haciendo las mismas preguntas." Como han leído, Byrne había planificado varias situaciones que no se llegaron a plasmar en el comic por su renuncia a Marvel (más sobre este tema en los artículos de Hulk en este blog)

Volviendo a la versión televisiva del gigante verde, muchos esperaron ver un episodio final –especialmente el publico que no esta acostumbrado a las aventuras sin fin de un personaje de comic- cuando alguien de la critica especializada sugirió que lo mas lógico hubiera sido dejar de huir, ir a un complejo científico, confesar su problema y concentrarse en buscar la cura, quien dijo eso no sabia que eso serviría como base para los telefilmes de Hulk (producidos a fines de los años ochentas con los mismos protagonistas y mucha gente que trabajó en la producción original) que intentaba recuperar su sitio en la televisión estadounidense.
La novedad fue que incluyeron héroes invitados como Thor y Daredevil (intentando promocionarlos para ver si lograban entrar en la televisión con su propia serie, fue un alivio que no sucediera eso.) Estos telefilmes eran bien intencionados, pero su baja sintonía no justificaba producir una serie de tv en esos años, también se vieron interrumpidos con la larga lucha contra el cáncer que perdió Bixby en 1,993.
El programa no cayó en el olvido, han pasado más de 30 años y como se apreció en la película "El Increíble Hulk", se ve que "la formula mágica" aun tiene efecto para los fanáticos y los cinéfilos.
Escrito por Héctor Augusto Sovero Gastañeta.