sábado, 12 de noviembre de 2011

CUENTOS CONECTADOS CON COMPUTADORAS.

Scott Adams (no el creador de Dilbert) manufacturó el primer juego de aventuras en texto para sistemas de computadoras para el hogar.
El sistema esencialmente fue “un sistema interactivo de mando de texto para aventuras.”
Si alguien recuerda la película “Grande,” el juego de video de historietas que el personaje de Tom Hanks esta trabajando es básicamente lo que los juegos de Scott Adams eran, solamente que Adams los hizo a fines de los años setentas.
En 1,984, la compañía de Adams se alió con las historietas Marvel para crear una serie de juegos para computadoras de aventura de texto llamada “Questprobe” (Sonda de Búsqueda) protagonizada por los personajes Marvel.
Ellos habían planeado 12 juegos en total, así que Marvel comenzó a trabajar con los cruces de historietas.
Las historietas, mientras eran capaces de destacar por si solas (en gran parte, aunque existía el Examinador en Jefe, personaje que fue inventado para enlazar a todos los productos) también funcionaban como presentaciones al juego.
El primer número intervino el Increíble Hulk.
El segundo número figuraba el Hombre Araña.
Pero en esta etapa, surgieron los problemas.
Estaba sucediendo una gran transición en los juegos de consolas y computadoras para el hogar.
Este cambio rápidamente hizo que juegos como Questprobe fuesen obsoletos.
Adams cayó en la bancarrota en 1,985, a la mitad del siguiente juego que se suponía iban a participar los Hombres-X.
Mientras tanto, Al Milgrom editaba un titulo llamado FANFARRIA MARAVILLA, que exactamente no le hacia mucho honor a tal nombre.
Inicialmente se intentó que fuese una colección que fuese un escaparate para que creativos hicieran grandes cosas con los personajes de la editorial, pero lentamente se convirtió en una colección donde se imprimían las historias acumuladas en su inventario.
En 1,987, una de esa historias archivadas salio a la luz, la historieta que enlazaba a los Hombres-X con Questprobe (¡!)
Lo que es llamativo en este asunto fue que el escritor Mark Gruenwald quiso seguir utilizando al personaje principal inventado para esta serie de historias.
Tiempo después, él logro incorporar al Jefe Examinador como personaje secundario en gran parte de las historias publicadas en QUASAR.
Escrito por Héctor Augusto Sovero Gastañeta.