jueves, 4 de noviembre de 2010

¿PALABROTAS PUNZANTES PUESTAS PARA PROFANAR POR PURO PLACER O PARA QUE?

Esto viene sucediendo muy seguido en DC Comics, ¿es acaso un nuevo juego? poner sigilosamente algo picante, que termina siendo visto en avances publicitarios, para después ser removidos.
Ya vimos lo sucedido con LA PROPAGANDA PERNICIOSA DE LOS ACTUALES BATMAN Y ROBIN.
Ahora veremos otros dos casos más, comencemos con BRUCE WAYNE: EL CAMINO AL HOGAR: BATMAN Y ROBIN #1.
En la primera pagina, (dibujada, entintada y coloreada para promocionar la historieta en el blog de la editorial) salía la palabra soez en ingles “fuck” en el fondo.
Si comparan las imágenes, damas y caballeros, podrán ver que la palabrota insertada como letras de un anuncio que se desploma por el ataque sobre el actual dúo dinámico fue borrada al salir a la venta el ejemplar especial.
Ahora el gran panel de Cliff Richards se ve cambiado por todo el espacio superior de la página cubierta por los títulos y los créditos.
En la imagen promocionando la portada doble de LIGA DE LA JUSTICIA #50 antes de salir a la venta, aparecía muy sutilmente varias letras “STFU” en medio del destrozo que estaban haciendo los personajes.
Las letras cuestionadas están circuladas con rojo en la imagen para su apreciación y para quien lo ignore, entérese que esas siglas significan “Shut the fuck up.”



Mandando a que guarden silencio de manera grosera ¿pero a quien va dirigido el mensaje impertinente del dibujante Ethan Van Sciever? ¿A la DC? ¿Al editor? ¿A los lectores? ¿Cosas de chiquillos patéticos ó falta de respeto profesional?
Lo que hicieron para solucionar rápido el “bache” fue cambiar el color de S-T y U (ennegreciendo parte de la U) y borrando la F. No es la primera vez que Van Sciever cuando esta irritado por algo ó alguien, se pone travieso con el arte y es uno que termina PONIENDO PALABRAS PARTICULARES EN HISTORIETAS POR SER PAYASOS.

Existe un número de pasos que se dan entre el momento que una portada es comisionada y el momento que es presentada en catálogos y listas de pedidos. Durante cualquiera de estos pasos, el editor debería haber visto el problema, no semanas o meses después que el dibujante entregó el diseño a lápiz de la cubierta y gente ajena a la editorial le señala el error. Parece que en DC necesitan un segundo editor que edite al primer editor que permitió estos mensajes ocultos que se hacen claros al ser entintados y coloreados.
Escrito por Héctor Augusto Sovero Gastañeta.