viernes, 22 de octubre de 2010

EL MOTOCICLISTA FANTASMA II: EL ESPIRITU VENGADOR.

Cuando el Motociclista Fantasma volvió a recorrer en las tiendas de historietas, fue impresionante ver en los primeros años noventas como este personaje peleaba los primeros lugares en ventas con LOS HOMBRES-X ó EL HOMBRE ARAÑA.
Escrito por Howard Mackie con dibujos de Javier Saltares y Mark Texeira, el SEGUNDO Motociclista Fantasma se convirtió en una de las colecciones de mayor venta para Marvel Comics.
Mientras que previos escritores hubieran hecho una intrincada historia entre el acrobático espanto y Mefisto –Satanás en versión historieta Marvel- fue Mackie quien se propuso desde el inicio abandonar esa dirección para mostrar un personaje completamente distinto a la previa encarnación que se distinguió con el grito de combate: ¡espíritu de la Venganza!
En las primeras páginas del primer número, los lectores conocieron al cuerpo anfitrión del demonio vengativo: Daniel Ketch.
(Dato anecdótico: Para acentuar su presencia en la continuidad Marvel, vimos su aparición en la última página de la historia de MARAVILLAS por Kurt Busiek y Alex Ross como el niño que reparte periódicos al protagonista de esa memorable mini-serie)
Nadie sabía nada de este muchacho salvo que caminaba por el cementerio de noche con su hermana Bárbara. Ellos se topan con unas pandillas de criminales que estaban peleándose entre ellos -un grupo pertenece al Rey del Crimen- y Bárbara cae herida gravemente a causa del combate.
Danny retrocede hasta un deposito de chatarra donde descubre una motocicleta misteriosamente abandonada con la tapa del tanque de gasolina brillando.
Al tocar esa tapa del tanque, una poderosa energía impregna el cuerpo de Ketch.
¡El Motociclista Fantasma volvía a rodar! Pero no es el demonio Zarathos que conocimos en el primer volumen y que analicé el año pasado en GHOST RIDER: UN MOTOCICLISTA MONSTRUOSO DE MARAVILLA.
Se hace claro que este es un demonio diferente y mantiene su distancia en la mente del chico por lo poco que recuerda Ketch de las actividades nocturnas del Motociclista Fantasma II.
Esta nueva versión del personaje monstruoso tiene una apariencia visualmente muy fuerte que lo hizo bastante popular entre sus lectores.
Mientras que el diseño original de Mike Ploog tenia elementos de la mitología del oeste, esta versión de Saltares y Texeira tenia una apariencia más amenazante con su chaqueta oscura con picos puntiagudos. Y un arma nueva, una cadena muy fuerte para poder someter a sus enemigos. La nueva Motocicleta Infernal fue una mezcla impresionante de metal y llamas que desafiaba la gravedad en una base regular. Combinado con el hecho que los dibujantes en la mayoría de las escenas nocturnas, apoyados por el buen criterio de los coloristas, le daban al Motociclista Fantasma II, un brillo increíble de ver.
Pero nada superaba a su nuevo súper poder: La Mirada Penitente.
Este Motociclista Fantasma PODIA acentuar la culpa del villano con el dolor de sus victimas, torturándolo con los recuerdos por años y años.
Para un espíritu de Venganza que existe para castigar al culpable, ese es un poder fantástico en su control.
Todos estos elementos hicieron que este héroe monstruoso fuese un gran éxito, tanto que mucho material de esta encarnación fue acoplado al original personaje cuando salio la película de Columbia / Sony en 2,007.
Este personaje del género del horror mantuvo su popularidad hasta 1,998 y como el PRIMER Motociclista Fantasma hizo en las décadas anteriores, el segundo Motociclista Fantasma sobrevivió adaptándose en el género de los súper héroes.
Hasta hubo interesantes confrontaciones no solo físicas sino filosóficas con los otros personajes, especialmente con los otros mejor vendidos de esa década violenta y dura para las historietas estadounidenses como el Castigador y Glotón (aprovechando eso, Marvel los juntaba y las ventas se disparaban hacia lo alto.)
Para reconocimiento de Mackie, él no olvidó al acróbata Johnny Blaze, dirigiendo el carnaval Quentin y casado con Roxanne con quien tiene dos hijos, al enterarse de este Motociclista Fantasma, sale raudo a cazarlo y acabar con el pensando que es Zarathos.
Llevando una escopeta capaz de disparar fuego infernal para matar al demonio, Blaze se convierte en un letal antagonista por unos números del nuevo Motociclista Fantasma.
Después del tradicional mal entendido de héroes Marvel -versión años noventas- Blaze permanece al lado de Ketch como mentor para guiarlo a controlar sus poderes en la lucha contra el mal y posteriormente se hacen amigos.
A diferencia de la inestable unión de Blaze / Zarathos, Ketch y el demonio que no tenia nombre, mantenían cierta relación cordial, este Motociclista Fantasma tenia un lado compasivo y rechazaba la idea de poseer el cuerpo por completo de su anfitrión.
La aceptación de los lectores fue tan positiva que una colección derivada se publicó, ESPIRITUS DE VENGANZA que solo duro un año y medio.
Hubo buenos dibujantes que le hacían justicia al personaje en esos años como Ron Garney, Salvador Larroca y los hermanos Kubert.
Cuando Mackie abandono la colección en el numero 69, en todos esos años, él nunca escribió una historia estilo origen para explicar la extraña conexión de este espíritu vengador y Daniel Ketch.
Si los lectores preguntaban: ¿Quién es el demonio que posee a Danny?, Mackie aparentemente pensaba que lo mejor era dejar el origen del Motociclista Fantasma II rodeado de un misterio como lo estaba el origen de Glotón en esos años.
La editorial y el nuevo escritor Ivan Velez se encargaron de explorar ese territorio inexplorado de la colección.
Las historias empezaron a indicar que John Blaze y Daniel Ketch eran hermanos y se habían convertido en Motociclistas Fantasmas porque el padre hechicero de Noble Kale (el espíritu que posee a Ketch) uno de sus ancestros directos de los ahora hermanos, había iniciado la maldición de los Espíritus de la Venganza y así siempre aparecería un Jinete –Motociclista entre sus descendientes.
Este origen revisado dejaba anulado el impacto de la motivación del PRIMER Motociclista Fantasma publicado en REFLECTOR MARAVILLA #5.
Al hacer que la madre de Johnny Blaze fuese responsable directa de que se convirtiera en el Motociclista Fantasma, esto hizo que su auto sacrificio de su alma a Satanás (aun oficialmente no era Mefisto) por la vida del padre de Roxanne, fuese totalmente inútil.
Otro punto en contra fue el nuevo disfraz del personaje que el nuevo dibujante Pop Mhan había diseñado, algo que para muchos fanáticos fue un estilo devastador para la credibilidad del vengador fantasmal.
El bajón visual fue tan malo que aumentó la baja de ventas, luego de unos números, se logro traer de vuelta a Saltares y Texeira recuperando la apariencia que la mayoría estimaba, pero no se logró recuperar la atención de los lectores por las historias.
Blaze había perdido a sus hijos a causa de fuerzas místicas, su esposa fue asesinada para convertirse en la demonio Rosa Negra, se revelo que Noble Kale era una especie de ángel de la muerte / del juicio. Ketch aparentemente moría y Kale como Motorista Fantasma se convertía en regente del Infierno.
Marvel estaba pasando muy mal época por el asunto de la bancarrota y no pudo seguir publicando la colección, a pesar de anunciar en las solicitudes que había un numero 94.
A causa de eso, MOTOCICLISTA FANTASMA se canceló en el número 93 dejando la historia inconclusa y sin saber el final.
Las paginas terminadas del numero 94 fueron guardadas.
Meses después, Mackie que escribía PETER PARKER: HOMBRE ARAÑA trajo al Motociclista Fantasma en el número 93 (de esa colección) por lo que muchos pensaron seria el final esperado. Nada de eso, Ketch estaba vivo y el espíritu del Motociclista Fantasma reaparecía estando unido a él y diciendo que todo lo que había transcurrido había sido una mentira, que lo de Noble Kale y temas posteriores fueron cosas para confundirlo. Los editores y Mackie se ganarían puntos en contra por producir una historieta que no tenia mucho sentido para los seguidores del vengador fantasmal, pero eso es otra historia.
Sobre el Motorista Fantasma II en el siglo XXI, Marvel finalmente publicó después de 9 años, el numero final que culminaba el segundo volumen de MOTOCICLISTA FANTASMA como “Ghost Rider: Finale” (fechado enero 2,007) reimprimiendo el número 93 y el inédito número 94.En síntesis, el final revelaba que Roxanne es restaurada a la normalidad y es devuelta a su vida como esposa de Blaze aunque con ciertas perdidas de memoria. Ketch esta vivo y ya no esta unido al espíritu de Kale quien dejando su cargo de regente del Infierno adopta su forma como Motociclista Fantasma y se aleja carcajeando en los caminos en su motocicleta Infernal ¿ese es un final feliz? Por los sub-argumentos que Velez planeaba (¿que paso con los hijos de Johnny y Roxanne?) había ciertos cabos sueltos para cerrarlos en el número 100 que nunca existirá.
Escrito por Héctor Augusto Sovero Gastañeta.